Un Ritual sobre puntas, a la espera de una nueva vida

Muchas vidas y Muchas Tribus

Cuando una tribu de mujeres despierta, el universo entero se reverencia ante ellas. Pues se han reunido en un círculo durante muchas vidas y mucho tiempo, muchos cuerpos, muchos lugares, razas, acentos y colores. Lo han hecho como brujas, magas, chamanas, parteras, esclavas, guerreras, en aldeas enteras que han sido masacradas y quemadas. Lo han hecho sanando, cantando, danzando, rezando, sangrando, aprendiendo, envejeciendo, muriendo y naciendo juntas. Hoy sólo han recordado cómo y para qué volver a reunirse. 

Para que una tribu de mujeres se reúna, cada una ha debido atravesar muchos obstáculos de la historia de su alma. Han sido acusadas, perseguidas, quemadas y hasta se ha vejado su cuerpo, su sexualidad y su voz. 

Sin embargo, siempre hay una misión más fuerte que las llama, es la voz de la Madre Tierra convocando a sus hijas. Así una a una oyen el llamado silencioso que suena en sus úteros y les recuerda que ellas son “hijas de la tierra”. Cuando las mujeres se disponen a oír ese llamado, despierta en ellas un sentido de vivir más profundo, ancestral y eterno, que las lleva incansablemente a buscar la tribu.

Ya en círculo, se atreven a mirar a los ojos y reconocerse. Así todas celebran el haberse reencontrado después de tantos tiempos y lugares, tantas vidas y tantas muertes.

¡Es por eso que nos encanta celebrar la vida danzando  y cantando, y cuando nos miramos a los ojos nos emocionamos hasta las lágrimas!

Sólo puedo volver a reafirmar que aunque nos quemen, acusen y persigan una y otra vida, nos volveremos a reunir en torno a lo sagrado, seguiremos creyendo que podemos cambiar el mundo, que menstruar es divino, que parir es nuestro poder, que nuestro cuerpo nos pertenece exclusivamente a nosotras, que podemos reunirnos cuantas veces más deseemos. Que estamos aquí para vivir, plenas, lubres y salvajes.

Está impreso en nuestras alamas; por más muertes que tengamos viviremos nuevamente para volver a encontrar nuestra tribu. Para reír, llorar y gritar juntas en libertad cuántas vidas nos plazca. No hay miedo, sólo ánimos de seguir viviendo y por sobre todo, vivir en celebración y regocijo. Haciendo de la vida un rito sagrado. 

                                                                                                                                   ****

Amada Tribu
Si tardo en encontrarlas
Es porque me perdí en mi propio bosque
Espérenme con los tambores sonando y el fuego encendido
Dancen gozosas, que ya casi llego
Solo hace falta recordar-Nos

Texto: Fragmento del libro “Relatos del Cántaro” de Ximena Noemí Ávila Hernandez, (Cuentos medicinas y otros escritos mágicos para sanar las memorias de tu alma uterina)

Estuve esperándote todo el año 2021 y éste fue el último ritual de baile en un lugar bello semanas antes de que llegaras. Hoy estoy volviendo a escribir en ellalabella después de cuatro meses dedicada solo a mi pequeño.

La tercera es la vencida, y después de tanto intentarlo logramos hacerte un pequeño ritual con mí amiga y colega fotógrafa Caro Echeverría @carolinaecheverriaphotography 
Fue en la semana 39 , todavía estabas muy cómodo ahí así que nos dio el tiempo, solo que no sabía si podría subirme a las puntas con esa inmensa guata que te protegía. Y aquí estoy, estamos ,en un lugar bello, cubierto de naturaleza,  sobre las puntas que tanto heche de menos todo ese tiempo, y que por problemas de una pierna tuve que abandonar, porque a veces el embarazo te pone pruebas y tienes que dejar cosas de lado y parar un poco, pero todo todo eso, valió la pena ese año por tenerte aquí. Quise intentar subirme a las puntas a último minuto, y fue increíble elevarme en un pequeño baile contigo, y de verdad que es mágica esa fuerza que viene de ti. Quien iba a pensar que llegarías al mundo en el día del ballet.

Nunca pensé que esa fuerza, esa energía que irradias me tendría tan hipnotizada de amor, y el poder que tienen tus ojos cuando se cruzan con los míos es inmenso mí pequeño Mike Serguéi. Por lejos lo mejor que me ha pasado y lo mejor de la vida que hayas llegado a hacerme sentir tan feliz como estoy ahora. 
Ahora empezamos una nueva vida donde quiero que vivas las mejores de experiencias y aventuras en la naturaleza, con la cultura y cerca del mar, ya seguiré contando sobre esos momentos bellos que hemos vivido estos cuatro meses que ya estas con nosotros.
.

Aquí un vídeo del Backstage

Para estás fotos use vestuarios de mi tienda que siempre me acompañan  mis www.vestuariosconhistoria.cl que también me entregan parte de esa magia del pasado.

Gracias a mis amigos Nicole y Juan Miguel  por prestarme su bella casa y jardín para hacer éstas fotos

Fotografías : Carolina Echeverría